jueves, 11 de enero de 2018

¿Sabes qué es el Código Europeo contra el Cáncer y para qué sirve?: no te preocupes, no eres el único. Te lo contamos aquí.


El Código Europeo contra el Cáncer (CECC) es una iniciativa de la Comisión Europea para aconsejar a los ciudadanos sobre lo que pueden hacer para reducir el riesgo de cáncer, refiriéndose tanto a evitar la exposición a agentes cancerígenos o a cambiar estilos de vida no saludables, como a participar en pruebas de cribado. A modo de una especie de decálogo, se pretende transmitir de una forma didáctica, mensajes que lleguen con claridad y nitidez al conjunto de la población. Se considera que si los ciudadanos se hicieran eco de dichos consejos sanitarios, podrían evitarse casi la mitad de las muertes por cáncer en Europa. La cuarta edición del CECC se encuentra en español en este sitio web, junto con más información sobre cada recomendación.



Como recientemente hemos apuntado en la Editorial publicada en Atención Primaria ¿Qué es el Código Europeo contra el Cáncer, quiénes lo conocen y para qué sirve?, varios estudios realizados por el PAPPS (European Code AgainstCancer: What does the Spanish population know and think about its recommendations? Eur J Cancer Prev.), han puesto de manifiesto que el CECC es aún el gran desconocido, no sólo para un elevado porcentaje de pacientes (86,7%), sino también entre estudiantes de medicina o enfermería (75%), o los propios profesionales de atención primaria (45%). Estamos convencidos de que esta herramienta tendría mucho mayor impacto si la mayoría de los sanitarios la conocieran y la emplearan, y si se concienciasen de que a veces, con pocos recursos (en este caso, puede valer la entrega al paciente de un simple folleto informativo con el CECC, junto con un consejo breve), se pueden conseguir logros para prevenir el cáncer. Y lo primero es comenzar por nosotros mismos, dando ejemplo, porque ¿sabe cuantos profesionales sanitarios nos olvidamos de usar cremas protectoras solares para prevenir el cáncer de piel?. La respuesta, según uno de los estudios a los que hemos hecho referencia es esta: mas del 50%. A veces, los pequeños detalles, sobre todo cuando se juntan varios a modo de retales, son los que marcan las diferencias entre no lograr avances significativos o dar un gran salto. Ojalá esta nota informativa contribuya y sirva de botón de muestra de ello.  



Luis Angel Pérula de Torres (Grupo de evaluación y mejora del PAPPS -semFYC-)

Carolina Espina García (Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer -IARC/ OMS-, Lyon, Francia)


No hay comentarios: